sábado, 4 diciembre, 2021.
28.9 C
Limpio

Lluvias artificiales en Emiratos Árabes Unidos con casi 50 grados

Lluvias artificiales en Emiratos Árabes Unidos con casi 50 grados

Fuertes lluvias artificiales se provocaron en varias regiones de los Emiratos Árabes Unidos (EAU) en medio de una ola de calor que casi llega a 50 grados de temperatura, el pasado miércoles y jueves. 

El Centro Nacional de Meteorología emiratí llevó a cabo operaciones de siembra de nubes para aumentar las precipitaciones, explicó el medio Gulf News. Primero, emitieron alertas meteorológicas para el este del país por la posibilidad de formaciones de nubes convectivas.

Este tipo de nubes, convectivas, se caracterizan por causar precipitaciones y vientos con velocidades de 40 km/h que provocan desplazamientos de polvo y arena. Se forman debido a las altas temperaturas que hacen que el aire cálido y húmedo aumenta por el aire circundante más frío de la atmósfera. 

¿Cómo se logró esto?

La respuesta está en la siembra artificial de nubes, un proceso que permite conseguir que las nubes descarguen toda el agua posible aunque las condiciones del entorno no se den. Para ello el propio ser humano se encarga de hacer que se den las condiciones, haciendo trucos, claro.


¿Cómo se puede hacer llover?

Ilustración

Dependiendo del clima y del lugar hay varias maneras diferentes para realizar la siembra de nubes. Las más comunes son en las que se utilizan sustancias como el yoduro de plata, o en las que se usa hielo seco o dióxido de carbono congelado. Para que tenga eficacia es necesario que la nube contenga agua sobreenfriada o en estado líquido por debajo de cero grados.

La sustancia como el yoduro de plata tiene una estructura en forma de cristal parecida a la del hielo, y actúa provocando una nucleación de cristales de hielo a partir de esas gotas de agua. Utilizando hielo seco no hace falta que exista agua por ser un material que, al expandirse, enfría el aire hasta crear hielo a partir del vapor. Aun así, sí que es necesario que haya si lo que queremos es que esos cristales de hielo crezcan tanto como para crear precipitaciones.

Estas técnicas preocupan a algunas personas porque el yoduro de plata en grandes concentraciones puede ser perjudicial para la salud. Pero estudios realizados en Estados Unidos han determinado que la cantidad de este compuesto en los copos de nieve creados de forma artificial es tan pequeño que resulta prácticamente indetectable. De hecho se han detectado mayores cantidades en sitios en los que ni siquiera se han utilizado técnicas de cosechado de nubes.

Según medios locales, Emiratos Árabes ha conseguido sólo en este 2021 un total de 219 operaciones para crear lluvia artificial. A pesar de las olas de calor y el clima árido del país, están haciendo que llueva sobre sus ciudades y áreas de interés. Un proceso que en realidad no es nuevo y que generalmente se basa en cargar las nubes de sal para acelerar la formación de las gotas de lluvia.

En este caso Emiratos Árabes parece estar utilizando un método algo distinto: drones que descargan electricidad en las nubes. Estas descargas eléctricas desencadenan la producción de lluvia y consiguen así que llueva sobre el país.

El objetivo del proyecto de siembra de nubes de los Emiratos Árabes Unidos es cambiar el equilibrio de la carga eléctrica en las gotas de nubes. Esto provoca que las gotas de agua se agrupen y caigan como lluvia cundo son lo suficientemente grandes.

Controlando nubes

Controlar las nubes, por muy asombroso que parezca, es algo más común de lo que parece. Emiratos Árabes no es el primer país en hacerlo y hemos visto cómo en China por ejemplo incluso quieren tener un control férreo en medio país de cuándo y cuándo no llueve.

Fuente: Xataca, DW.com

Lo más Leido

Te puede interesar